• Espejos inteligentes

    —Espejito, espejito mágico, ¿quién es, de todas las damas del reino, la más hermosa?

    —Tú.

    No, no nos hemos dado un golpe en la cabeza, ni le hemos dado la vuelta al cuento, o sí… ¿Cuántas veces nos hemos preguntado, delante del espejo de una tienda, quién era el más bello o bella del probador, mientras nos las veíamos y nos las deseábamos saliendo a por una talla diferente o con prendas de mil colores para ver lo que nos quedaba mejor? El cuento, o al menos éste, sí va cambiando gracias a los espejos inteligentes o probadores virtuales.

    Los Magic Mirrors (término original) proporcionan la innovación tecnológica que cualquier tienda de ropa gustaría de introducir: un probador virtual e inteligente que facilita la tediosa elección de prendas gracias a una pantalla, dispuesta a modo de espejo, en la que el comprador no se refleja realmente, sino que la imagen que le es devuelta corresponde a su avatar en 3D que reconoce sus gestos por los movimientos que hace.

    El espejo inteligente está formado por una pantalla táctil que permite escoger las prendas al usuario, una cámara digital que recoge sus medidas e imagen y un software que superpone la ropa a la realidad captada por sensores, es decir, al propio cuerpo. Se acabaron, así, las largas colas, los cambios de vestimenta o la incomodidad de visualizar mentalmente ese pantalón en otro color cuando hemos llegado al límite de prendas por introducir en el probador.

    Esta tecnología también utiliza el desarrollo de Kinect (como los escaparates interactivos de los que ya hablamos) y fue presentada durante el Research@Intel Day de 2011 por la empresa norteamericana en lo que suponía el primer paso de una nueva relación entre usuario y comercio, y la senda a otros proyectos de virtualismo en probadores. Ya en 2009, la Confederación de Industrias Textiles de Galicia (COINTEGA) ideó un plan de redefinición de su sector con el diseño de tiendas modelo, ejemplo e inspiración para cualquier comercio, y la inclusión de nuevas tecnologías en el punto de venta como los magic mirrors. “Es una manera de convertir la tienda en un reclamo” lo definía Alberto Rocha, Secretario General de COINTEGA.

    Otro tipo de probador virtual, aunque sin la precisión de los espejos inteligentes, fue el desarrollado por el centro tecnológico CETEMMSA para dos establecimientos de Figueras y Madrid: la inclusión de un chip en las prendas escogidas por el cliente y cuya lectura se transfería a una modelo virtual que aparecía en una pantalla situada en el interior del probador.

    Pero Nike implantó con determinación y contundencia el espejo inteligente como parte de su revolucionaria tienda de Londres, en 2012. Nike+ FuelStation fue creada a partir de la integración de tecnologías revolucionarias para proporcionar una experiencia de compra diferente, a la que contribuían los citados espejos, colocados en el interior de maniquíes que mostraban vídeos de corredores y productos de la tienda cuando algún cliente se aproximaba.

    Una vez más, queda de manifiesto la manera en la que la tecnología acompaña al éxito de los comerciantes y como son los compradores los que, en ocasiones, van por delante en esta aventura. El estudio New Future in Store (realizado por TNS en 2008) así lo reflejaba: el 72% de los españoles encuestados imaginaron un año 2015 con espejos inteligentes adaptados a probadores interactivos.

    —Espejito, espejito mágico, ¿quién es, de todas las damas del reino, la más hermosa?

    Conócenos
  • 0 NO HAY COMENTARIOS

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Pin It on Pinterest