• Mejora tus estrategias y vende más con los mapas de calor

    Saber qué es lo que le gusta a nuestros clientes, conocer sus preferencias, estar al corriente de cómo se mueven dentro de nuestra tienda, qué productos miran, cuáles les llaman más la atención o cuáles tocan es una información muy valiosa que ya está al alcance de cualquier retailer gracias a una novedosa y revolucionaria tecnología conocida como MAPA DE CALOR.

    mapa de calor en una tienda

    Seguro que muchos de vosotros habréis oído hablar de los mapas de calor para medir áreas más visitadas o más vistas, pero siempre, en el mundo online, es decir, en páginas web o ecommerce. Sin embargo desde hace pocos años se ha comenzado a extender el uso de dichos mapas también en el mundo offline, o sea, en la tienda física de toda la vida.

    Gracias a ellos, ahora es posible conocer esas zonas de la tienda que gustan más y así como aquellas que pasan desapercibidas o que generan rechazo entre nuestros clientes. Conocer dichas áreas nos puede ayudar, y mucho, en nuestra estrategia de marketing y ventas. Y es que, conocer bien a nuestro cliente, qué le gusta y cómo se mueve, es vital para poder ofrecerle lo que desea antes que nuestra competencia. Los mapas de calor son gráficos que representan, a través de la termografía y de una jerarquía de colores cálidos y fríos, las zonas de mayor y de menor interés de los clientes.

    Beneficios de los mapas de calor en retail

    Veamos uno a uno cuáles son los beneficios y ventajas de contar con una herramienta de mapas de calor en nuestra tienda y cómo ésta puede ayudarnos a mejorar nuestras estrategias.

    • Para empezar, si sabemos qué zonas triunfan más entre nuestros clientes, obviamente podremos colocar de forma adecuada los productos y las promociones concretas que hagamos en la tienda. Por ejemplo, queremos poner un cajón con productos rebajados y queremos que éste sea visto por el mayor número de personas posible… Gracias a los mapas de calor sabremos cuál es el lugar idóneo para ubicar dicha promoción.
    • Asimismo, podremos hacer cambios en el layout o diseño de nuestra tienda hasta que logremos encontrar un diseño óptimo. Nuestro objetivo es que el cliente que nos visite, recorra la mayor parte de nuestra tienda y, para ello, debemos presentar un layout optimizado que sólo lograremos obtener con un mapa de calor.
    • Ahora imaginemos que vemos en el mapa de calor que hay una zona concreta de la tienda que gusta mucho a los clientes y que les llama la atención. Sin embargo, notamos que los productos ubicados en dicha zona no se venden. En este caso quizás el problema esté en una fallida estrategia de pricing que podemos modificar gracias a los mapas de calor.

    En definitiva, como siempre decimos en Flame, debemos medir para poder mejorar. Porque quien no mide no sabe si lo que hace (sus estrategias) son las correctas o son equivocadas. Por ello, desde Flame animamos a todos los retailers a que comiencen a medir sus acciones y que saquen el máximo partido y el máximo rendimiento a sus estrategias.

    Este artículo ha sido escrito por Lucía González Ramos. Responsable de Marketing en Flame Analytics

    Conócenos
  • 0 NO HAY COMENTARIOS

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Pin It on Pinterest