• Cómo redactar un plan de negocio para pequeños comercios y el método Lean Startup

    En este post vamos a mostrarte qué información se debe incluir  y cómo se redacta el plan de negocio para pequeños comercios. Además también revisaremos un modelo alternativo distinto para este plan de negocio tradicional que están usando en la actualidad varias startups.

    plan de negocios para pequeñas empresas

    Contenido de un plan de negocios para pequeñas empresas

    Un plan de negocios o plan de empresa es un documento que desarrolla un proyecto de carácter empresarial y que contiene tanto la idea de negocio como la forma de llevarlo a cabo. 

    Partiendo de esta breve definición, debemos también tener en cuenta una serie de factores clave para redactar correctamente este documento:

    • Debe ser de clara y fácil lectura. Debe incluir solo información relevante y el lenguaje utilizado debe ser fácilmente comprensible.
    • Incluir datos actuales. Los datos que facilitamos al redactar su contenido deben ser recientes.
    • Información completa. Esto se refiere a que debemos incluir todas las áreas de actividad del proyecto.

    La idea de negocio

    Supongamos que ya tienes la idea pero quieres saber si desarrollarla será viable y sostenible en el futuro. Para que tu proyecto sea rentable a largo plazo necesitas hacer un ejercicio de análisis de mercado que responda a estas cuestiones:

    1- ¿Existe un nicho de mercado atractivo para este proyecto?

    2- ¿El proyecto es capaz de atender eficientemente las necesidades que tiene este nicho?

    3- ¿Es un mercado con proyección de futuro?

    4- ¿Cuál será su característica diferencial con respecto a su competencia?

    idea de negocio

    Contenido del plan de negocio para pequeñas empresas

    1. Introducción

    En este apartado explicaremos la visión y misión del proyecto, su objetivo último y una descripción detallada del mismo. En el incluiremos los siguientes apartados:

    • Presentación de los promotores.
    • Presentación del proyecto.
    • Descripción del producto o servicio.

    Lo ideal es que esta parte se deje para desarrollarla al final. Es un apartado que nos puede servir para presentar a otras empresas interesadas en el proyecto o posibles inversores. La idea es que sea lo más concisa y clara posible.

    2. Análisis de mercado

    En este análisis existen varios apartados que debemos tener en cuenta para que su información sea completa:

    • Descripción del mercado actual.
    • Análisis del público objetivo y mercado potencial.
    • Análisis de la competencia.
    • Matriz DAFO.

    La función de este apartado es tener muy claro al nicho al que nos vamos a dirigir, cuales son sus intereses y problemas, cómo trabaja nuestra competencia y analizar nuestras debilidades y fortalezas de nuestra propuesta.

    Para el pequeño comercio es muy importante conocer e ir aprendiendo cómo se comporta el mercado en el que se mueve constantemente para poder actuar en consecuencia y no quedarse atrás con respecto a su competencia.

    análisis de mercado plan de negocios pequeñas empresas

    3. Plan de marketing

    En este apartado nos centraremos en la definición de objetivos y estrategias. Además estableceremos las siguientes políticas clave:

    • Política de producto.
    • Política  de precio.
    • Política de distribución.
    • Política de comunicación.

    Una vez hecho el análisis de mercado es cuando podemos establecer las estrategias de nuestro plan de negocio para pequeños comercios. ¿Cómo nos vamos a desarrollas en las cuatro áreas anteriormente mencionadas para conseguir los objetivos que nos proponemos?

    Plan de marketing

    4. Plan de organización

    Esta enfocado a cómo interactúa y administra la empresa las relaciones con los proveedores, la logística y sus respectivos departamentos.

    • Plan de producción y logística.
    • Proveedores y gestión de compras.
    • Plan de personal.

    Este punto del plan de negocio puede ser de mucha utilidad para un pequeño comercio que quiere comunicarle de manera efectiva a sus empleados cual es el espíritu de tu empresa y qué se van a encontrar en el día a día.

    5. Aspectos jurídicos y fiscales

    En este apartado se analiza y se valora la forma jurídica que se le quiere dar a la pequeña empresa. Se recogen varios aspectos como los trámites que debe realizar, los derechos y obligaciones a las que debe responder, la forma en la que se debe administrar, etc.

    Tenemos un post sobre los trámites para construir la personalidad jurídica de una empresa, te recomendamos que le eches un vistazo.

    Forma jurídica de la empresa

    6. Plan económico-financiero

    • Plan de inversiones.
    • Financiación.
    • Cuentas provisionales.

    Este es un punto importante si estas buscando financiación. Analiza bien los datos de este apartado y recuerda que para una pequeña empresa que está comenzando siempre es mejor mantener las cosas simples y con costos más bajos.

    7. Plan de contingencias

    Este apartado del plan de negocio para pequeños comercios responde a varias situaciones hipotéticas y su plan de acción para resolverlas.

    No se trata de ponernos fatalistas pero sí de saber responder eficazmente si se nos presenta una situación inesperada que puede afectar a nuestra empresa.

    8. Calendario de implantación

    En este apartado se organiza y planifica el trabajo diario, aunque este es modificable con frecuencia.

    Ya se sabe por la experiencia de muchos emprendedores que un plan de negocio no está escrito en piedra y da igual si se trata de pequeños comercios o una multinacional, por lo general en la vida de una empresa se realizan muchos cambios hasta conseguir el «Plan de negocio definitivo», es por esto también que no es recomendable gastar mucho tiempo y energía en el mismo pensando que todo saldrá «de acuerdo al plan».

    plan económico financiero

    Actualmente existen muchas startups que no siguen al pie de la letra estos pasos a la hora de formular su plan de negocio. Vamos a ver en qué consiste esta alternativa para que más pequeños comercios inicien su proyecto de forma efectiva.

    Alternativa al plan de negocio convencional para pequeñas empresas

    Aunque siempre hayamos escuchado la importancia que tiene un plan de negocio al empezar, ya sea para pequeños comercios o grandes empresas, lo cierto es que esta afirmación con el paso de los años se está transformando lentamente en un mito.

    El plan de negocio es muy importante para presentar tu proyecto o tu idea a posibles inversionistas además también se utiliza para transmitir de una forma más fácil tu idea de negocio a tus empleados o a empresas proveedoras.

    Por desgracia muchas veces los emprendedores se lanzan a la piscina para desarrollar este largo documento sin conocer bien (con su propia experiencia y datos reales) el mercado, lo que posteriormente deberán corregir.

    Por si fuera poco también existe la idea extendida de que no puedes hacer gran cosa para empezar antes de tener bien definido este plan, lo que provoca que, en lugar de ir avanzando, te quedes estancado/a en definir detalles muchas veces sin importancia para que quede perfecto.

    En Bolsalea también hemos sufrido ese cambio en nuestro propio plan de negocio pero aprendimos del siguiente método para seguir mejorando constantemente nuestros servicios de atención al cliente y nuestra web. Por ello también queremos compartirlo para ayudar a los pequeños comercios que están iniciando.

    Presentando el método Lean Startup

    Si crees estás de acuerdo con lo anterior mencionado y eres una persona que está ansiosa por poner en marcha lo antes posible tu proyecto aprendiendo a base de ponerse en acción, queremos compartirte las ideas del método Lean Startup.

    Este método está plasmado con todo detalle en el libro de Eric Ries «The Lean Startup» publicado en 2011. Este hombre desarrollo dicho método trabajando con distintas startups en Silicon Valley y su idea principal es la de que el crecimiento del negocio viene de la mano del aprendizaje y la experimentación.

    Plan de negocio según lean startup

    No hay que tener listo todo antes de comenzar, esta es solo una idea muy extendida que puede hacerte perder mucho tiempo a la hora de verdaderamente querer avanzar.

    Si bien es cierto que hay que tener algunas bases claras de el plan de negocio antes de empezar, no es muy necesario ponerse a revisar todo detalle a detalle.

    Partimos de la premisa de que el futuro es impredecible, los consumidores tienen muchas opciones y podrán comportarse de forma inesperada.

    Comprendiendo esto, no tiene mucho sentido gastar tanto tiempo y energías desarrollando el plan de negocios perfecto para emerger en el mercado cuando te falta toda la experiencia en el campo.

    Pero tampoco se trata de ir sin ninguna idea ni investigación previa, lo que el método lean startup sostiene es que será mucho más productivo y efectivo avanzar empezando cuanto antes y aplicando un sistema que nos ayude a beneficiarnos de nuestros propios errores.

    Lo anterior se consigue estableciendo un circuito de actuación para obtener feedback y en base a esos datos reales poder tomar decisiones cada vez más acertadas durante la trayectoria de la empresa. 

    ¿Cómo funciona el método?

    El circuito anterior mencionado consta de tres fases: Crear, Medir y aprender. A continuación desarrollaremos cada una de ellas:

    Crear

    En esta primera fase nos encargaremos de generar una hipótesis sobre lo que pasará si introducimos ese nuevo servicio o producto al mercado. Para ello, crearemos el producto mínimo viable, es decir, un prototipo que nos permita medir y comprobar nuestra hipótesis sin tener que hacer grandes inversiones ni gastar demasiado tiempo en su desarrollo.

    Lean startup crear

    Medir

    Durante la segunda fase, lanzaremos ese producto mínimo viable al mercado para observar su comportamiento y optimizar la idea. Debemos evaluar el comportamiento de nuestros futuros clientes y analizar sus necesidades para modificar y adaptar mejor nuestro proyecto.

    Lean startup medir

    Aprender

    Por último, teniendo los resultados de nuestro experimento y sabiendo que son datos concretos y reales, es el momento de decidir que hacer con esa información.

    Si el resultado no fue el esperado, tendremos que modificar nuevamente la hipótesis e iniciar el circuito con los resultados anteriores en mente para mejorarlo.

    Sí el resultado por el contrario ha sido un éxito podemos perseverar con esa idea e invertir nuestro dinero para mejorar algunos aspectos. Esto no quiere decir que ya no debamos utilizar el circuito Crear-medir-aprender, o seguiremos utilizando constantemente para añadir mejoras a nuestro negocio.

    Método lean startup

    Una vez tengamos interiorizado este sistema debemos optimizarlo para llegar a las conclusiones en el menor tiempo posible y seguir creciendo constantemente.

    Recuerda, la idea principal en la que se basa este sistema en que el fracaso es esencial para el crecimiento y el aprendizaje. Solo este puede ayudarte a ver los fallos y cómo corregirlos.

    Conócenos
  • Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Pin It on Pinterest

< script type="text/javascript"> /* window.$zopim||(function(d,s){var z=$zopim=function(c){z._.push(c)},$=z.s= d.createElement(s),e=d.getElementsByTagName(s)[0];z.set=function(o){z.set. _.push(o)};z._=[];z.set._=[];$.async=!0;$.setAttribute('charset','utf-8'); $.src='//v2.zopim.com/?Rr0kIqf2EijIebttWXgWVfhJQO79Ok1d';z.t=+new Date;$. type='text/javascript';e.parentNode.insertBefore($,e)})(document,'script'); */